Cerrar

¿Cómo ha cambiado el papel del ‘business angel’ en el desarrollo de las startups?

Mar Prieto, técnico de Creación, Consolidación y Crecimiento de Empresas de CEEI Castellón

Mostrar ampliado

Informe AEBAN 2016

Informe AEBAN 2016

El Business Angel se ha convertido en una figura cada vez más habitual dentro del ecosistema emprendedor español. Éste arriesga su patrimonio personal, además de aportar el llamado “capital inteligente”, ofreciendo sus conocimientos, expertise, contactos y know how para ayudar a startups a hacerlas crecer, desde fases tempranas donde la incertidumbre aún es notable y cuando el modelo de negocio a veces, ni siquiera está validado.

La experiencia nos dice que normalmente el business angel invierte su capital en varios proyectos que se encuentran en “fase semilla”, diversificando su cartera, con la esperanza de que alguno de ellos en el medio plazo se convierta en un éxito.

Con este artículo, queremos mostrar una radiografía de cuál es la situación real de los business angels en España y qué cambios se han dado a lo largo de los últimos años, a partir del último informe encargado por la Asociación de Redes de Business Angels de España (AEBAN), con encuestas diseñadas por Juan Roure y Amparo de San José, de IESE, autores del informe.

Rejuvenecimiento
En primer lugar, es notorio que el perfil del business angel se ha “rejuvenecido”, de manera que el 44% de ellos, tiene menos de 44 años, contradiciendo la visión tradicional de perfil dominante de empresarios y directivos que tras abandonar su actividad principal disponían de tiempo para invertir. También es relevante que cerca del 60% de ellos ha comenzado a invertir en los últimos 5 años y sólo el 17% lleva más de 10 años invirtiendo en startups, lo que manifiesta que es un segmento muy novel.

Es posible que esta situación se haya dado por la proliferación de ciertas plataformas, donde estos perfiles más jóvenes tienen gran acceso a información de startups y a herramientas de inversión, situación que hace unos años era bastante más compleja por la falta de plataformas. Algunas de ellas podrían ser StartupXplore, y los propios CEEI de la Comunidad Valenciana cuentan con la Lonja de Inversión.

En cuanto al papel de la mujer en el segmento de la inversión sigue siendo reducido, suponiendo sólo un 8% y como es de suponer, muy por debajo de los ratios de Reino Unido y EEUU.

Las inversiones no tienen por qué ser locales, el informe refleja que más de la mitad de inversores tiene como ámbito de inversión todo el país, independientemente de donde sea la localización del mismo.

Internet marca las prioridades
Predomina la inversión en startups de internet y digitales, copando el 75% de las carteras, siendo los sectores más populares el de medios y contenidos digitales, comercio y distribución, incluyendo e-commerce.

Aún bajo la creencia generalizada de que los business angels españoles están completamente volcados en la inversión en startups online o digitales, estos mantienen una proporción de sus inversiones en startups off-line, donde la mayoría de ellos confirma tener hasta un 25% offline en su cartera, incluso un 10% de los participantes en el estudio, reconoce tener una cartera completamente off-line. Por contra, cerca de un 47% realiza todas sus inversiones sólo en compañías del entorno internet y digital.

Respecto a categorías por sectores, las gráficas son muy similares a lo que ocurre en el resto de países de nuestro entorno, TIC-Software representa casi el 65% de las inversiones (media, contenidos digitales, comercio y distribución), seguido por servicios profesionales de la salud y equipos médicos. Representando un 15%, startups con origen académico basadas en ciencia y tecnología, como es el caso de la biotecnología. En última posición y menos populares, son las inversiones en manufacturas y materiales avanzados.

La figura del inversor solitario está en declive 
Una de las principales tendencias al alza es la coinversión, con variedad de tipologías de inversores, de manera que a día de hoy menos del 2% invierte en solitario, el resto prefiere asociarse con otros o acudir a plataformas conjuntas. Esta tendencia se ha visto favorecida por la rápida irrupción de clubes y redes de inversión, siendo también remarcable la presencia de programa públicos de coinversión y las plataformas de crowdfunding que empiezan a pedir paso como un agente más, aunque con un 21,4% sigue estando lejos de cifras como en Reino Unido donde suponen ser un socio habitual en el 43% de los casos.

Debemos resaltar la aparición de fondos de capital riesgo activos en etapas más tempranas de la inversión, en las rondas en las que participan los business angels, donde hasta un 56% de los inversores ha participado en alguna inversión con uno de estos fondos. Y aquí si existe un posicionamiento más temprano de los fondos de capital riesgo españoles, frente a los británicos, que son más activos en etapas más avanzadas. Sirva de referencia también el papel no desdeñable de grandes corporaciones como inversores, en etapas tempranas de desarrollo empresarial y startups mediante Open Innovation y/o con estrategias de Corporate Venture (ver taller específico en CEEI Castellón el próximo 27 de junio).

Destaca como una especificidad del mercado español y sorprende, el elevado peso de las family offices como vehículo inversor, que probablemente no se trate de grandes patrimonios pero sí recoge una práctica habitual que es la inversión de empresarios familiares a través de su vehículo patrimonial.

Una visión optimista
Los business angels son relativamente optimistas respecto a la evolución de las startups de manera que el 59,6% de ellos considera que ninguna de sus inversiones está teniendo una evolución negativa y el 34,9% reporta que menos de un 25% de sus inversiones evoluciona negativamente. Cierto es, que respecto al crecimiento son sólo moderadamente optimistas y únicamente el 4,6% considera que toda su cartera está teniendo altos crecimientos; con el contrapunto de que cerca de un 30% reconoce que ninguna de sus participadas está obteniendo un crecimiento muy alto.

Los inversores más activos también tienen carteras con mejor desempeño y sólo un 13,3% cree que ninguna de sus inversiones tiene un crecimiento alto. Respecto a las desinversiones sus cifras se reducen a un 12,5% frente a otra tipología de inversores menos experimentados, donde un 41,3% de media, no espera ninguna desinversión a lo largo del año.

Aportar conocimiento, es clave
Los ratios indican que el seguimiento y apoyo a la cartera ocupa al 75% de los inversores, menos de 5 días al mes, siendo lo más habitual dedicar entre 3-5 días. Un 18% de los inversores sí reconocen dedicar hasta 10 días mensuales en el estudio de sus participadas.

Dicha dedicación principalmente se articula en reuniones y revisión de informes para conocer la evolución de las empresas, además de la dedicación exhaustiva a actividades que aportan valor a las empresas, el conocido “smart money”, por la capacidad del inversor de aportar no sólo dinero, sino conocimiento y contactos. En este sentido, los inversores tienen interés principalmente en aportar sus conocimientos respecto a apoyo en la toma de decisiones estratégicas. En cambio, tener un puesto en el Consejo más del 73% lo considera poco relevante, puesto piensan que tiene poca influencia en el devenir de la empresa.

Las causas del fracaso, vistas por los inversores
En general, los inversores no piensan que los fracasos se deban a causas del entorno, sobre las que no se tiene control. Por contra, sí tienen en consideración como principales causas en cuanto a fracasos empresariales en participadas, las siguientes:

  • El equipo no supo gestionar el crecimiento de la empresa, casi el 60% de los inversores así lo piensan.
  • El equipo emprendedor no tenía los incentivos correctos
  • Todas las suposiciones resultaron incorrectas
  • Conflictos surgidos entre el equipo y/o entre el equipo y los inversores

Contrariamente a la opinión de una parte considerable de emprendedores, que habitualmente manifiestan la falta de financiación para el crecimiento como un motivo de fracaso, el 46% de los inversores piensan que esto es poco relevante y siempre inciden en cualquier foro, congreso, evento, que ningún proyecto innovador y/o que vale la pena, deja de salir adelante por falta de apoyos en cuanto a financiación se refiere.

Mar Prieto
Técnico de Creación, Consolidación y Crecimiento de Empresas de CEEI Castellón
marprieto@ceei-castellon.com

S/V
visitas hoy 2 · visitas total 517

Url: http://ceeicastellon.emprenemjunts.es/?op=8&n=14030

Comentarios

Usuario sin logear

Envía tu comentario

Debes iniciar sesión - Hoy 09:02

Título:

Comentario:

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.
Al continuar con la navegación consideramos que aceptas su uso y nuestra política de cookies.

Aceptar